lunes, 12 de diciembre de 2011

Korean Weddings



Una boda coreana puede convertirse en toda una experiencia. Albert, mini Albert y yo asistimos a dos bodas coreanas como primera experiencia en un solo fin de semana. Os puedo decir que por su duración podríamos haber asistido a unas cuantas más, dejarme que os explique:

La estructura de una boda coreana está basada en la eficiencia y la rapidez: Para empezar casi nunca la organizan los novios sino que va a gusto de los padres de los mismos. Primero se hacen las fotos un mes o dos semanas antes de la boda, no vaya a ser que perdamos tiempo, la chica suele llevar un vestido blanco (como cualquiera de los que podamos adquirir nosotros en nuestra ciudad), pero la falda suele componerse de 3 diferentes a la vez. Una pomposa para el día señalado, otra larga y una corta para hacer todo tipo de fotos.

Llegas a la boda y los novios se encuentran separados en dos salas distintas, la de la novia parece la sala de recepción de una princesa Disney y la del novio es algo mas formal. Puedes ir a saludarles y allí hay un fotógrafo para que te hagas fotos con ellos. Seguramente hay la sala de la ceremonia y en frente la sala del buffet/banquete. En la entrada hay una mesa donde se van recogiendo los sobres con dinero que la gente da, una persona que los cuenta, otra que apunta todo en un libro de cuentas y otra te da un vale para el buffet libre (de verdad todo es cuestión de ser eficiente). Casi todo el mundo asiste a la ceremonia, pero sí que puedes ver algunos que ya se dirigen al buffet para comer algo e ir haciendo (no vaya a ser que perdamos tiempo….increíble verdad?).

Después de hacerte un millón de fotos con amigos y familiares te diriges a la ceremonia. Bien primero entra el novio, con su música y un humo artificial que sale del suelo, seguidamente las dos madres vestidas con sus trajes tradicionales y finalmente la novia que toda nerviosa aguarda la entrada con su padre. Por supuesto la novia se la recibe con música, humo y un par de personas con unas espadas alzadas (princesa total).

Empieza la ceremonia, quien la da? Un juez, un cura, un amigo….no, suele ser un profesor de estos dos chicos. La ceremonia básicamente es pasarte tu CV enfrente de todo el mundo (este chico nacido en, criado en, ido a la escuela de, estudiado máster en y trabaja donde….) luego la chica (más de lo mismo). Finalmente los novios se dirigen a los padres para pedir el consentimiento, donde la novia hace una inclinación y el novio se arrodilla y toca con la frente en el suelo. Ah!!! Y por último momento foto, nunca he hecho de modelo, pero os aseguro que para hacer una foto de grupo les tomó como 10minutos, movernos y colocarnos.

RAMO: De lo mejorcito, el ramo lo tira la novia hacia atrás, pero solo hay una chica para recibirlo (por supuesto es algo acordado), pero la tradición dice que la chica que coge el ramo o se casa en 3 meses o no se casara en 3 años. Personalmente no sé que es peor….:)

Finalmente el banquete, donde tu solo te has servido el primer plato y los novios ya están cortando el pastel (cambiados ya con ropas tradicionales! de donde han sacado el tiempo? Comieron? Increíble). Son aproximadamente dos horas, de las más felicites de tu vida... y yo pienso que gracias hemos de dar algunos de poder celebrarlo durante 6 o 8 horas en nuestros países, bailar, reír y compartir ese momento con todos los nuestros (todas mis compañeras desearían una boda a la española).

De las dos bodas que fuimos, la primera era una de mis compañeras del trabajo y aunque me emocioné no tuve tiempo de soltar ni media lágrima no fuera a ser que me perdiera el siguiente paso. La segunda fue de un compañero de Albert de procedencia húngara, que se casaba con una coreana. Fue increíble ver la cara de su madre sorprendida con tal evento.

martes, 5 de abril de 2011

The long winter is over!


Después de un largo tiempo volvemos a escribir para intentar resumir en unas breves palabras tres meses de nuestras vidas en este curioso país!
ENERO: Días de -17C, no tengo palabras para describir la sensación, si subíamos a -3C y éramos los seres más felices del mundo. Pero un inolvidable cumpleaños, un increíble fin de semana esquiando con nuestros queridos amigos Mejicanos hicieron que el mes enero se convirtiera en un mes mucho más llevadero.
FEBRERO: Bueno, helado si pero en mi caso disfrutando de mis últimos días de No trabajar, las cosas iban a cambiar y había que prepararse para la ocasión. Mini Albert sigue creciendo sin parar incluyendo las temporadas en que sus queridos dientes deciden salir..., horas en casa y en las casas de nuestros amigos han hecho más pasable estos helados pero soleados días. Hemos descubierto un poco mas de Seúl y aprendiendo cada día mas de su forma de hacer.
MARZO: Cristina, ósea yo vuelvo al mundo Coreano-laboral. Lo digo así porque hay que recalcarlo. Primero de todo diré que estoy con un grupo de personas encantadoras, en una oficina luminosa (algo apreciable aquí) y con un buen horario que me hacen cumplir. Pero no os voy a negar que estoy en Corea y con verdaderos coreanos. Primero podemos observar que al llegar al aparcamiento por la mañana hay gente que ya ha llegado antes para no hacer tarde y aprovechan esos minutos durmiendo en sus coches (algo muy típico en Corea). Luego sigue la lucha para entrar en un ascensor (cuantos coreanos caben en un ascensor? mejor verlo para creerlo),las sardinas en lata tienen más espacio. Aunque no os negare que la parte de la comida es la más diferente y curiosa, bueno para resumir: Tenemos 45min de descanso, 5 vas en ascensor, 2 recoges la comida, en 10 comes (sin apenas hablar) y sin agua, Dios mío sin agua y comida picante! finalmente uno deja los platos en una cinta y bebe un deseado vasito de agua. 5minutos mas para subir en el ascensor y ya está...yo voy intentando convencer a mis compañeras de que hay que sentarse y hacer un café, ya lo he conseguido un par de veces...y parece que les gusta.
Idioma oficial en la oficina, el mío el inglés, el suyo coreano y esforzándose para hablar conmigo a veces en ingles, reuniones - la mayoría en coreano-. Resumen me paso el rato procurando descifrar lo máximo posible=comprensión 1%. Feliz porque cada día aprendo mas sobre su cultura, aunque si me hubieran de dar un color de Taekwondo en conocimiento seria Blanco. Si supero esto mándame donde quieras!
Ah! últimos días ya han sido más soleados y calentitos, pero ahora que podemos ir a la calle! ups! Polvo amarillo, deliciosa arena que viene de China (por supuesto me lo han recalcado mis nuevas amigas coreanas (no es culpa de corea sino de los chinos) que bien! y quien lo soluciona? a si! NADIE
Pero no os penséis que no nos gusta Seúl, nos encanta! pero que no nos cambien esas bravas en Turo Park sentados al Sol! Que RICO ERA! Que por cierto aquí sale un rayo de sol y ya bajan todas la persianas, no vaya a ser que ese energúmeno (el Sol) nos ponga morenas! jeje. Al menos no me he de preocupar por tener manchas en la piel. El mejor protector para el sol (no tomarlo)
Nuevos objetivos: recorrernos Seúl en nuestras nuevas bicicletas! por supuesto mini Albert va a compartir la mía! os lo vamos a mostrar en breve.
Por cierto, la foto es lo último que hemos visto por esta ciudad. No os parece surrealista? Yo me quede helada. Tan ordenados y estrictos y por otro lado puedes ver tres chicos en esa moto circulando felizmente.

lunes, 10 de enero de 2011

Sunny & Cold Winter!


Después de 9 días en nuestras tierras celebrando las navidades y el año nuevo junto a los nuestros estamos de vuelta a Seoul. Cubierto de blanco, Seoul nos da la bienvenida y nos introduce al crudo frío invierno coreano.

Solemos levantarnos a unos -11 0 -12 grados pero eso si un sol simpático siempre nos acompaña! Con tanta nieve, un buen día y bien calzados nos dirigimos hacia las pistas de esquí mas cercanas a la ciudad. A solo unos cuarenta minutos de la ciudad tenemos las pistas de Kongiam, abiertas hace unos 2 años, están bien equipadas y preparadas para recibir y absorber a la muchedumbre coreana. No sabéis las ganas que tuvimos de ponernos unos esquís, poner Albert Jr en una mochila, cargarlo en nuestras espaldas y deslizarnos por esas increíbles pistas. Pero no sufrais, la cabeza salió a flote y no hicimos tal cosa.

La verdad es que fue una divertida experiencia salir de Seoul, nos perdimos un par de veces por quien sabe donde e hicimos sonar las alarmas de las autopistas al ponernos por la via "teletac" sin poseer susodicho.

En fin, todo en orden aunque ya echamos de menos el jamoncito, turrones y demas manjares de nuestro querido país.

Aqui os dejamos con un video!

video